martes, 7 de mayo de 2013

"Es necesario proporcionar a las ideas un entorno estratégico, de marketing, financiero, contable y de recursos humanos sólido y solvente". Entrevista a Pilar Roch, gerente de Desarrollo de Negocio de Womenalia


Unos días antes de poder disfrutar del magnífico Puente de Mayo en la Comunidad de Madrid, me puse en contacto con mi nueva historia de emprendimiento. En esta ocasión quería haceros partícipes de la evolución y desarrollo de una idea, dedicada, dirigida y orientada a facilitar el emprendimiento de las mujeres  profesionales. Y para ello, quien mejor que Pilar Roch, gerente de desarrollo de negocio de Womenalia, para contarnos la labor que desempeña esta red social para mujeres emprendedoras, a través de la cual se intenta poner más fáciles las cosas a las mujeres que quieren emprender o a las ejecutivas que desean desarrollar su carrera profesional.

Así que cámara de fotos en ristre y grabadora en el interior de mi bolso, complementos fundamentales para haceros llegar la información que todas las semanas incluimos sobre emprendimiento a través de nuevos post en este cuaderno de bitácora, me dirigí hacia Alcobendas. Una ciudad pequeña, perteneciente a la Comunidad Autónoma de Madrid, situada a 15 km al norte de la capital.

Después de media hora en coche, me encontré en el interior del “Campus Empresarial Tribeca”, un complejo que ofrece una gran variedad de oficinas y despachos en alquiler. En el interior del recinto del Campus se disponen varios edificios integrados en un entorno de grandes espacios verdes, senderos peatonales y zonas de descanso. Una vez en el interior del edificio, encaminé mis pasos hacia la segunda planta donde me esperaba mi siguiente protagonista.



Pilar Roch se incorporó a Womenalia en octubre de 2011, con el objetivo de generar nuevas oportunidades en el desarrollo de su modelo de negocio y su internacionalización como red de networking profesional para mujeres. Licenciada en Derecho y Ciencias Empresariales por la Universidad San Pablo CEU y con un AMP Internacional en el IE, ha ocupado durante trece años distintos puestos de responsabilidad en marketing y ventas en diferentes empresas, entre las que destaca su presencia en Hewlett-Packard. En la multinacional norteamericana ocupó la dirección de marketing para España y Portugal de la división de software HP Openview. En el año 2000 se lanzó al mundo empresarial como fundadora y CEO de una start up internet, Tanja 5, Iniciativas en internet. Entre los trabajos realizados por esta consultora destacó el seguimiento de eventos deportivos mundiales a través de internet. Posteriormente, ha estado vinculada durante más de ocho años al grupo editorial G+J, primero como directora comercial del área de publicaciones premium y, posteriormente, ocupando la dirección comercial en el área de internet & new media.


Womenalia aumentó un 290% sus ventas en 2012 y un 360% el número de usuarias con respecto a 2011. Actualmente, ya ha superado las 207.000 usuarias y tiene como objetivo alcanzar las 500.000 este año 2013, cuando prevé superar el millón de euros de facturación. Recientemente, la plataforma, que contaba con 22 socios de diferentes procedencias (profesionales del sector tecnológico, educativo, consumo, consultoría, alimentación, comunicación, etc), ha conseguido un millón de euros de financiación con la entrada de nuevos inversores.


Entre los servicios que ofrece Womenalia está la plataforma de networking, las ofertas de empleo o el consejo de expertos en diversos campos. Este último, depende de las tarifas de cada experto y se puede recabar por correo electrónico, teléfono o vídeo conferencia.

A esta red social para mujeres profesionales, nuestro país se le ha quedado pequeño y este mismo año plantea su expansión internacional a Estados Unidos y México. Una vez cruzado el charco, Womenalia desembarcará después en Colombia y Perú. Cuatro países donde han detectado potencial emprendedor entre las féminas.

ElParoNoNosPara: ¿Cómo surge la idea de la puesta en marcha de una plataforma destinada a las mujeres profesionales?

Pilar Roch: Había una necesidad. Una gran parte de nosotras tenemos el deseo de alcanzar puestos de mayor relevancia en las compañías y también de crear más empresas. Sin embargo, nuestra representación en las mismas sigue siendo minoritaria. Apenas somos un 5% en la presidencia y un 11% en los consejos de administración, si bien en lo que supone a la creación de empresas el porcentaje es algo mejor, pues actualmente un 38% de las nuevas compañías son puestas en marcha por mujeres. En cualquier caso, la tasa de emprendimiento femenino [porcentaje de personas de 18 a 64 años que están involucrados en la actividad empresarial como propietario de un nuevo negocio] sigue siendo inferior, pues ronda el 4%, mientras que la masculina se sitúa alrededor del 7%. Ante esta situación, nos dimos cuenta de que había un nicho de mercado, ofreciendo a las mujeres herramientas, contactos, contenidos y servicios para que su promoción profesional fuese más rápida y más eficaz.
La idea, por otra parte, está muy vinculada al mundo de internet. Los socios fundadores son Elena Gómez del Pozuelo, que es presidenta de la Asociación Española de Economía Digital (Adigital) y que tiene una larga trayectoria en la creación de empresas, con la puesta en marcha de siete compañías con una base tecnológica muy importante; su hermana María Gómez del Pozuelo, con una dilatada experiencia en puestos de marketing y comercial en empresas multinacionales; Juanjo Azcárate, que es el presidente y CEO de la empresa de formación a distancia y online CCC; y Concha Mayoral, que ya estaba muy vinculada a temas de liderazgo femenino dentro de la Administración. Se pusieron en común las ideas de gente muy emprendedora, principalmente mujeres, y todo en el entorno de internet, que es una plataforma excelente para trabajar de forma flexible y hacer un proyecto de volumen, pues nuestra red social tiene como objetivo llegar en 2015 a 40 millones de usuarias. Una dimensión que, según pensamos, facilitará un cambio del entorno y la sensibilidad de la sociedad para que nuestros objetivos sean posibles.

EPNNP: ¿Qué perfil tiene la emprendedora que utiliza los servicios de Womenalia y en qué sectores trabaja?

P.R.: La edad media está entre los 35 y los 38 años. Normalmente, la mujer busca emprender en sectores relacionados con temas sociales, alimentación y bebidas y cultura. Se alejan más del emprendimiento tecnológico o industrial. De hecho, solamente un 3-4% de las mujeres emprenden en estos sectores, y el resto, como he dicho, más en ámbitos relacionados con gran consumo, culturales o sociales.

EPNNP: ¿Cuál es el porcentaje de éxito de este emprendimiento femenino?

P.R.: Pensamos que el ratio de éxito del emprendimiento femenino es muy semejante al masculino. Lo que sí consideramos es que es un emprendimiento que tiene una mayor repercusión social. Por ejemplo, el Banco Interamericano de Desarrollo otorga actualmente con mayor facilidad financiación a proyectos liderados por mujeres porque ha constatado que, de este modo, los beneficios llegan más rápido a las familias y la sociedad. Considera que se reinvierten los beneficios de otra forma y los proyectos tienen menor riesgo. Suelen ser, además, inversiones iniciales inferiores, pues las mujeres vamos más a la seguro.


EPNNP: ¿Cuáles son las claves que explican entonces el auge del emprendimiento por parte de las mujeres?

P.R.: Creo que la crisis ha hecho que se haya disparado el emprendimiento tanto femenino como masculino, pero quizás más el de las mujeres, por un crisol de motivos. Por un lado, porque había mujeres que no estaban tan activas y en la situación actual se han tenido que poner en marcha. En este sentido, la opción del emprendimiento es ahora mismo más fácil que empezar a trabajar en una compañía. Por otro, porque la crisis ha afectado especialmente a las mujeres, dado que en muchas ocasiones las empresas han preferido prescindir del perfil femenino antes que del masculino, como consecuencia de factores como la maternidad, las reducciones de jornada, etc. Y, por último, y desde un punto de vista más positivo, porque la flexibilidad y autorregulación de la dedicación y los horarios que puede proporcionar el emprendimiento encaja mejor con la mujer y la conciliación familiar.

EPNNP: ¿Qué habría que hacer para fomentar que las mujeres estén más representadas en los altos cargos de las empresas?

P.R.: Curiosamente, en un primer momento, las mujeres somos superiores en número dentro de las empresas, sencillamente porque hay más licenciadas y hay más mujeres con postgrado. Sin embargo, luego hay un momento, entre los 30 y los 40 años, que coincide con el momento de aceleración de las carreras profesionales y en las mujeres con el tiempo más crítico para la conciliación de la vida profesional y familiar, en el que se produce el famoso “techo de cristal”. Y es en ese momento en el que las empresas deben hacer un mayor hincapié, para evitar que se produzca ese taponamiento, con diferentes medidas. Éstas pueden ser varias. Entre otras, igualar maternidad y paternidad, de modo que no tuviéramos así una discriminación previa. También, la flexibilidad laboral en tiempo espacio, es decir, poder trabajar dónde y cuándo quieras. Que las reuniones sean en un determinado horario. En definitiva, hay una gran batería de medidas que pueden ayudar a evitar el famoso “techo”. Y además, según vayamos ascendiendo las mujeres en los escalafones de las empresas, será mucho más fácil llegar, pues muchos puestos de alta dirección, consejos de administración o presidencia, también dependen mucho del networking que realices y de la gente que conozcas, pues los humanos elegimos entre nuestros semejantes. Es decir, tenemos que empezar por abajo y si lo hacemos luego será mucho más fácil que, con el tiempo, superemos ese 5% de mujeres presidentas de empresas.

EPNNP: Hace un par de semanas participaste en el Zinc Shower celebrado en Matadero Madrid. ¿Cómo valoras este tipo de eventos dirigidos a facilitar que los emprendedores obtengan financiación para sus proyecto, algo tan difícil de conseguir actualmente?

P.R.: Me parece fundamental la celebración de estos eventos, cuantos más, mejor. Zinc Shower tiene un posicionamiento muy concreto, alineado con el mundo de la cultura, el arte y la creatividad. A mí, particularmente me fascinó ese entorno, por la explosión de ideas y de nuevos proyectos a los que se podía tener acceso. Eventos similares, para la búsqueda de financiación, cada vez hay más en distintos sectores y en distintos entornos. Y es primordial su desarrollo porque la banca no lo está poniendo fácil. Por el contrario, sí que hay una gran inquietud de gente que es potencial inversora, que tiene algo de capital, para poder participar como “business angel” en proyectos innovadores, con alto potencial, con alto riesgo, etc. Se trata de un cambio de ciclo, pues todo se están moviendo y está empezando a encajar de otra manera. De este modo, los “business angels” no son ya sólo gente con capacidad de inversión, si no que también son personas que quiere continuar en activo tras su jubilación desde puestos de responsabilidad en grandes compañías y tiene una capacidad para ayudar, asesorar y participar en nuevos proyectos empresariales. De algún modo, se trata del encuentro del talento más joven, con menos experiencia y necesidad de financiación, con personas que no sólo tienen un dinero para arriesgar si no también un expertise que pone a disposición de los jóvenes emprendedores.

EPNNP: ¿Consideras que sería necesario dignificar la imagen del empresario?

P.R.: Ciertamente, emprender está de moda y ser empresario sigue estando mal visto, pues tiene unas connotaciones de explotador, de personas con valores morales dudosos, etc. El lenguaje es así; curiosamente, el emprendedor tiene unas connotaciones positivas y el empresario negativas. La cuestión es que el emprendedor, el empresario actual, está vinculado a unos valores muy distintos y con el mundo de internet y la digitalización; todo ello, implica mucha mayor generosidad, mucho más trabajo en red, mucho más compartir, mucho menos miedo a la competencia, en definitiva, una forma distinta de ver el mundo de la empresa a como se entendía hace tan sólo 15 o 20 años. De hecho, considero que se está produciendo una cierta burbuja del emprendimiento y en el futuro, lógicamente, habrá una limpieza y una selección natural de proyectos.

EPNNP: En este sentido, ¿crees que está preparada la sociedad española para trabajar con ese nuevo concepto de empresario?

P.R.: Es una pregunta complicada. Probablemente no. De hecho, una de las preguntas actuales es si todas las personas que se han puesto a emprender tienen la formación adecuada o suficiente. Y la respuesta es que no. Por eso es tan importante la labor de los “business angels” o la de las aceleradoras o incubadoras de empresas. Es necesario proporcionar a las ideas un entorno estratégico, de marketing, financiero, contable y de recursos humanos sólido y solvente. Se trataría de proporcionar un carnet de conducir a los emprendedores, indispensable para salir a la carretera del emprendimiento. De no tenerlo, puedes hacer mucho daño a las personas que van a trabajar contigo, a proveedores y clientes. En cualquier caso, es un tema complicado de regular, pues rozaría el derecho privado, pero lo cierto es que un médico no puede operar si no es cirujano y un abogado no puede participar en un juicio si no está colegiado. Y sin embargo, emprender y hacer negocios lo puede hacer cualquiera, con cualquier o con ninguna formación.

EPNNP: De forma casi unánime, los diferentes emprendedores que he entrevistado para ElParoNoNosPara se quejan de las dificultades para emprender en España, especialmente por los tiempos y las trabas burocráticas que impone la Administración...

P.R.: En mi opinión, deberíamos tener un modelo mucho más flexible, como el americano. Y además, nos enfrentamos al problema de la doble legislación. Por ejemplo, un proyecto industrial no tiene los mismos requisitos en Madrid que en Castilla-La Mancha. Sobre la labor de la Administración, es curioso que el Gobierno apruebe un paquete de medidas para favorecer que los jóvenes menores de 30 años puedan emprender, cuando la edad media para el emprendimiento son los 38 años. De hecho, los proyectos de emprendimiento con mayor potencial son los liderados por personas con postgrado y por personas que han tenido una experiencia emprendedora con anterioridad, ya sea de éxito o de fracaso. En cualquier caso, personas que siempre tendrán más de 30 años. Con ello, el Gobierno no está facilitando la financiación a los proyectos de mayor potencial; se ha hecho más pensando una medida destinada al paro juvenil.

EPNNP: ¿Cómo valoras la participación de grandes empresas como mecenas de nuevos emprendedores?

P.R.: Me parece una iniciativa excelente, siempre y cuando se tenga cuidado con las condiciones y los acuerdos que se firmen. De nuevo, la iniciativa privada está dándose cuenta de por dónde van las tendencias. Por ejemplo, las propuestas de crowfunding social de los bancos son un ejemplo de cómo las empresas están investigando sobre qué hacer en el nuevo entorno. Ya no se trata sólo de adaptación al emprendimiento si no también a los nuevos modelos. Los bancos están percibiendo que la gente está obteniendo financiación de una forma alternativa a la suya y eso no deja de ser un competidor a largo plazo.

EPNNP: ¿Consideras que sería necesario incorporar al sistema educativo la cultura del emprendimiento, por ejemplo con asignaturas específicas?

P.R.: Debería acelerarse esta incorporación. Existe la iniciativa, pero de momento no es masiva ni mayoritaria. La cuestión es que el modelo educativo no está adaptado al profesional. Mis niños van a un colegio donde el sistema es el autoaprendizaje. Para mí, por ejemplo, fue fundamental esta propuesta a la hora de elegir el colegio de mis hijos, porque considero que les prepara mejor para el futuro. Cuando te incorporas a una empresa o decides emprender, no existe nadie que te vaya guiando, más bien necesitar tener una capacidad para buscar, encontrar, poner en marcha iniciativas, fracasar y tener éxito.

EPNNP: Entiendo que es fundamental esa capacidad de asumir el fracaso como parte de un futuro éxito...

P.R.: Así es. El fracaso debe ser considerado como una posibilidad desde el primer momento. En España nos han enseñado que el fracaso es algo de lo que te debes avergonzar y que debes evitar a toda costa. Evidentemente, debe intentarse conseguir el éxito, pero siempre siendo conscientes de existe el sí y también el no, y ambos están al 50%. Luego, es poco inteligente no contemplar el no como una opción. Y de hecho, si se tiene como una posibilidad, ya habrás trabajado previamente en un plan B y un plan C, etc. A los emprendedores siempre les incido en este aspecto. Recientemente, supe que en una incubadora se pregunta a los emprendedores si han contemplado fracasar. Y los que tajantemente contestan que no, quedan fuera de la selección. Y no lo hacen por fastidiar, sino porque están menos preparados para triunfar.

EPNNP: ¿Cuáles son los objetivos de Womenalia a corto plazo?

P.R.: Desde el punto de vista del servicio a las usuarias, seguir ofreciendo más y mejores herramientas para que las mujeres profesionales puedan alcanzar sus metas y emprender. Y desde el punto de vista de proyecto empresarial, estamos iniciando nuestra internacionalización. Primero en Estados Unidos, centrándonos en Nueva York, y luego en Perú, Colombia, México y Chile. En Latinoamérica creemos que el proyecto va a tener una gran aceptación. Son países con un gran volumen de personas y donde la mujer necesita mucha ayuda, más aún que en España.
Lo normal hubiera sido empezar por Europa, por cercanía y por madurez del mercado, es decir, de la presencia de las mujeres en el entorno profesional. Pero contemplamos otros factores. Primero, que la situación económica de Europa ahora es muy complicada. Y en segundo lugar, que los idiomas son diferentes en cada país y adecuar la página a cada uno nos parecía un proyecto inabarcable. Sin embargo, con el inglés cubrimos todo el mercado norteamericano, además de Reino Unido, y con el castellano, adaptado a cada país, abarcamos toda Latinoamérica, donde los países están viviendo, además, un momento económico de crecimiento y en los que se prevé que la incorporación de la mujer al mercado profesional va a acelerarse. Actualmente, ya tenemos dos personas en Estados Unidos y en el segundo semestre del año abordaremos ya el proyecto en Latinoamérica. En todos los casos, los proyectos los desarrollaremos con gente local, pues contamos con partners muy interesados en ponerlos en marcha.

EPNNP: Para finalizar, ¿en qué consiste vuestro 'Inspiration Day'?

P.R.: El evento es el gran día de Womenalia, el día de la desvirtualización de la red. Se trata de traer al mundo off line lo que hacemos todos los días en el mundo on line. Pretende ser un evento de contenido profesional al más alto nivel, pero rodeado de un halo de inspiración, creatividad, innovación y cambio. La edición del año pasado, a la que acudieron 1.200 asistentes, fue un tremendo éxito. Tanto que recibimos muchos testimonios de mujeres que encontraron en ese día su camino de emprendimiento y reconocen que les cambió su vida. Estás invitada al próximo, que celebraremos el 13 de junio en el Teatro Circo Price de Madrid. Espero verte por allí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada